Author image

Ermita de Santa Ana, La Puebla de los Infantes

La Puebla de los Infantes es un pueblo de la Sierra Norte que remonta sus orígenes a los momentos finales de la Prehistoria, en la Edad de Bronce tardía, y destacará en época romana, desde Augusto al Bajo Imperio. Del siglo XIII son los restos del castillo, junto al que se encuentra la Iglesia de Santiago, datable en dicho siglo o en el posterior.

Del patrimonio religioso de la Puebla de los Infantes destaca igualmente la Parroquia de Nuestra Señora de las Huertas, de finales del siglo XV o principios del XVI. De este siglo se conservan el arco carpanel con arquivoltas que comunica el presbiterio con la capilla lateral de la nave de la Epístola y el cuerpo de la torre. En el siglo XVIII sufrirá una importante modificación al cubrir con bóvedas vaídas las naves, mientras que la capilla mayor se rematará con una bóveda semiesférica; además de este momento es el chapitel de la torre y las portadas de las naves laterales. Entre los bienes muebles destacan la imagen de la patrona de la localidad, Nuestra Señora de las Huertas, del primer tercio del siglo XVI; la Virgen del Rosario, del último tercio del XVI, el Cristo de la Vera Cruz, de idéntica cronología, así como el Cristo Resucitado, interesante imagen manierista.

En la zona este del pueblo se levanta sobre una roca la ermita de Santa Ana, una sencilla edificación de mampuesto y ladrillo revocado que remonta su construcción a finales del siglo XV, si bien ha sufrido transformaciones más o menos importantes con posterioridad, especialmente en el siglo XVIII y en el XX. Presenta planta rectangular con una sola nave con arcos transversales apuntados y cubierta de madera tanto en la nave como en la cabecera, cubriéndose en el exterior con un tejado a dos aguas en la nave, mientras que en la capilla mayor, que se encuentra a mayor altura, presenta un tejado a cuatro aguas. Es destacable la portada de la ermita, realizada en ladrillo y que presenta un vano ojival. De igual manera, sobresale la espadaña, así como la ventana en ladrillo en el lado de la Epístola, que ilumina el presbiterio, en el cual encontramos en una hornacina la imagen de Santa Ana enseñando a leer a la Virgen Niña, fechable en el siglo XVIII aunque modificada posteriormente.

El mayor interés de esta ermita es su sencillez y la pureza de sus líneas, mostrándonos la importancia y la grandeza de este tipo de arquitectura vernácula popular en la cual por medio de la limpieza de las formas, una volumetría más o menos simple y una economía expresiva basada en la textura y el contraste del acabado de los distintos materiales es capaz de emocionar al posibilitar la experiencia religiosa a partir de una sencillez y humildad no exentas de belleza y trascendencia.

Antonio Rodríguez Babío, delegado diocesano de Patrimonio Cultural 


0 comentarios

Esta entrada no tiene comentarios

dejar un comentario

Deja tu comentario

<

CARTA DOMINICAL

Nuevo Templo, nueva Alianza (03/03/2024)

01 marzo 2024

Calendario de Eventos

« marzo 2024 » loading...
L M X J V S D
26
27
28
29
1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
31
Ver más

Síguenos

TeamViewer para soporte remoto Archidiócesis

Intención de oración. Marzo 2024