Haz Memoria | Testimonio inspirador de un matrimonio mayor

Haz Memoria | Testimonio inspirador de un matrimonio mayor

En el contexto de la Campaña Haz Memoria de la Conferencia Episcopal Española, queremos no solo compartir aquellas realidades diocesanas que acompañan y atienden a personas mayores vulnerable, sino también aquellos perfiles que, pese a su edad, ofrecen un testimonio inspirador a toda la comunidad eclesial.

Su experiencia, su sabiduría, su paciencia y su ejemplo de vida entregada al servicio de los demás nos ayudan hoy a entender que los ancianos, no solo necesitan de nuestra atención y compañía, sino que también ellos tienen mucho que ofrecer y pueden, sin duda, enriquecer la vida de la Iglesia.

En este sentido, destacamos el testimonio del Gabriel Martínez y Mariángeles Granero, una pareja inspiradora que tras más de medio siglo casados –y algunos años más de noviazgo- rebosan cariño y complicidad. Pero no inspiran únicamente por este amor, sino porque llevan tres décadas sirviendo como voluntarios de la Pastoral Penitencia, una realidad, para muchos, desconocida y estigmatizada.

Todo comenzó con un hecho desafortunado –e incluso dramático-: con un robo que sufrió Mariángeles. “Después de aquello me pregunté qué podía llevar a una persona a delinquir”.

Esa semilla de interés y compasión fue acrecentándose con el tiempo hasta que el párroco de Castilblanco, al que ayudaban durante una enfermedad, les habló de su experiencia como capellán de la cárcel y les invitó a ser padrinos de un interno. “Aquel fue el empujón que necesitábamos”.

Recuerdan la impresión que tuvieron la primera vez que entraron en la prisión, “el temor que sentíamos”. Desde entonces Mariángeles se ha convertido en la “abuela o la madre de muchos presos” –reconoce ella misma-, y Gabriel ha tenido la oportunidad de “identificarme con ellos y tratar de motivarlos para poner en orden su vida”.

De su voluntariado destaca la formación impartida a cientos de presos, que parte del conocimiento de uno mismo hasta los mensajes más profundos del Evangelio. Porque para este matrimonio “antes de catequizar a los internos, hay que humanizarlos”.

Casa de acogida Emaús

Además, junto al delegado diocesano de Pastoral Penitenciaria, iniciaron la casa de acogida Emaús, para que los internos tuvieran un hogar en el que quedarse durante sus permisos. Asimismo, Mariángeles y Gabriel también actúan como intermediarios entre los condenados y sus familias, consiguiendo incluso que muchos retomen la relación y sean aceptados de nuevo por sus parientes.

Y, aunque “nuestra labor es labrar en el mar, es decir, que no es nada fácil -subraya Mariángeles-, queremos concienciar a la sociedad de que la reinserción es posible. Ciertamente hay personas con maldad en su corazón, pero muchos son sólo personas que se han equivocado y han pagado por ello, que a causa de sus familias desestructuradas y ambientes conflictivos no saben vivir de otra manera, o que debido a sus adicciones toman malas decisiones”. Por tanto, el mensaje que transmiten es claro: nos falta misericordia con nuestros hermanos de la cárcel.


CARTA DOMINICAL

En la solemnidad de san Pedro y san Pablo

21 junio 2024

Calendario de Eventos

« junio 2024 » loading...
L M X J V S D
27
28
29
30
31
1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
Ver más

Síguenos

TeamViewer para soporte remoto Archidiócesis

Intención de oración. Junio 2024