La Adoración Eucarística Perpetua ofrece el horario de confesiones diarias en la Capilla de San Onofre

La Adoración Eucarística Perpetua ofrece el horario de confesiones diarias en la Capilla de San Onofre

La Adoración Eucarística Perpetua de la Capilla de San Onofre de Sevilla (Plaza Nueva, 3) ha dispuesto en la página web adoracionsevilla.com el horario detallado y el nombre del sacerdote confesor, para quienes deseen recibir el Sacramento de la Reconciliación.

Desde el 20 de noviembre de 2005 se realiza en la capilla la Adoración Eucarística Perpetua, en la que unos 600 voluntarios dedican una hora semanal para acompañar al Santísimo permanentemente, las veinticuatro horas del día.

La Adoración Perpetua nació como fruto del amor a la Eucaristía de un grupo de laicos, guiados por un benemérito sacerdote, con la bendición del Cardenal Amigo Vallejo, y la colaboración entusiasta de la Hermandad de San Onofre, titular del oratorio.

Desde entonces, este pequeño templo restaurado hace tres años, se ha convertido en las 24 horas del día y los 365 días del año, en el corazón de nuestra Archidiócesis. Son centenares las personas que en estos años se han comprometido a acompañar al Señor una o dos horas a la semana, de día o de noche. Personalmente soy testigo de los centenares de sevillanos que al ir o volver de sus quehaceres entran unos minutos en San Onofre para saludar al Señor.

“No puede ser de otro modo -escribió el Arzobispo de Sevilla, monseñor Juan José Asenjo, en su carta pastoral del 19 de septiembre 2014-. “La Eucaristía es nuestro más venerable y preciado tesoro. En él se contiene todo el bien espiritual de la Iglesia, Cristo mismo, nuestra Pascua. Ella es el compendio y la suma de nuestra fe, el sacramento en el que el Señor resucitado vivifica a su Iglesia con el don de su amor. Ella, además de sacrificio y alimento, necesario para vivir fiel y santamente nuestros compromisos cristianos, es presencia real de Cristo. El Señor permanece en las especies sacramentales después de la comunión. La presencia del Señor en la eucaristía no es estática, sino profundamente dinámica, y reclama nuestra adoración. En la adoración eucarística el Señor nos fortalece, nos diviniza, nos aferra para hacernos suyos, para cristificarnos, transformarnos y asimilarnos a Él. La adoración eucarística es venero de santidad, alambique de fidelidad, de vigor espiritual y temple apostólico”.

Por tanto, “la adoración eucarística debe ser el punto de referencia de todas las actividades diocesanas, el motor que nos ayude a cumplir nuestros planes pastorales y el apoyo más firme de la Nueva Evangelización a la que nos han convocado los tres últimos Papas. La adoración eucarística es el ambiente propicio para que nuestros jóvenes escuchen la llamada de Dios a seguirle en el sacerdocio o en la vida religiosa. Es también el manantial en el que siguen surgiendo jóvenes cristianos, limpios, alegres y generosos, capaces de vivir una vida nueva y de construir la nueva civilización del amor”.

Sacramento de la penitencia

Allí es posible encontrar a determinadas horas un confesor dispuesto a administrar el sacramento de la penitencia, un sacramento precioso, encuentro personal con la misericordia de Dios, que se nos da en Cristo y que se nos hace cercano mediante el ministerio de la Iglesia, con el amor tierno del padre de la parábola del hijo pródigo. En este sacramento del perdón, de la paz, de la alegría y del reencuentro con Dios, se nos ofrece el rostro del Padre bueno que conoce nuestra condición humana y se acerca a nuestra debilidad.

 

 


Calendario de Eventos

« abril 2021 » loading...
L M X J V S D
29
30
31
1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
1
2
Ver más

Blogs

Síguenos