Documento-Cuestionario Fase Diocesana Congreso Nacional del Laicado

Congreso Nacional de Laicos “Pueblo de Dios en salida”

  1. PRESENTACIÓN DEL DOCUMENTO-CUESTIONARIO
  2. CONGRESO NACIONAL DE LAICOS “PUEBLO DE DIOS EN SALIDA”
  3. DOCUMENTO-CUESTIONARIO PARA LA REFLEXIÓN EN LA FASE DIOCESANA (Cumplimentar antes del 15 de noviembre de 2019)

 

Cuestionario para rellenar en grupo

 

Cuestionario online para rellenar de forma individual

Jesús nos reta a saber leer los signos de los tiempos (GS 4). “Id al mundo entero y proclamad el Evangelio a toda la creación” (Cf. Mc 16,15), ese es el gran desafío que tenemos como Iglesia. En aquel tiempo, decía Jesús a la gente: Cuando veis una nube que se levanta en el occidente, al momento decís: “Va a llover”, y así sucede. Y cuando sopla el sur, decís: “Viene bochorno”, y así sucede. ¡Hipócritas! Sabéis explorar el aspecto de la tierra y del cielo, ¿cómo no exploráis, pues, este tiempo? ¿Por qué no juzgáis por vosotros mismos lo que es justo? (Lc 12,54-57).

Como material para el diálogo el Papa Francisco nos marca el camino en tres fases para un auténtico discernimiento, para una lectura seria de los signos de los tiempos: Reconocer, Interpretar y Elegir.

NOTA IMPORTANTE

En cada pregunta se ofrecen diversas respuestas opcionales. Responder señalando solo tres de las ideas indicadas (señalar con una X sobre el recuadro). Si no encuentran las
respuestas entre las indicadas, responder por escrito con una o dos líneas que se suman a las tres señaladas con la X.

  • Reconocer es lo primero
  • Interpretar a la luz del Espíritu
  • Elegir caminos de resurrección
  • Datos personales

1. Reconocer es lo primero

“Deseamos aprender a vivir como una Iglesia en salida, que sale realmente de sí misma para ir al encuentro de los que se fueron o de los que nunca han venido y mostrarles el Dios misericordioso revelado en Jesucristo. «La alegría del Evangelio que llena la vida de la comunidad de los discípulos es una alegría misionera»” (Iglesia en misión al servicio de nuestro Pueblo, Plan Pastoral de la Conferencia Episcopal Española, 14)

En Iglesia en misión al servicio de nuestro Pueblo se nos invita, a la hora de reflexionar sobre el papel de la Iglesia, a empezar por nosotros mismos, por nuestra propia responsabilidad.

1.1 ¿Qué aspectos positivos observamos en nosotros mismos y en nuestro entorno que nos indican que estamos en el camino hacia la tarea de ser una Iglesia misionera, abierta a los demás?

(Si es necesario, indicar otros aspectos positivos)

1.2 . ¿Qué dificultades hemos de superar aún en nuestra Iglesia?

(Si es necesario, indicar otros aspectos)
1.3 ¿Qué signos positivos y negativos encontramos en el mundo de hoy?
Signos positivos

(Si es necesario, indicar otros aspectos positivos)
Signos negativos

(Si es necesario, indicar otros aspectos negativos)

2. Interpretar a la luz del Espíritu

Este segundo apartado conviene que se conteste desde una perspectiva personal, para conocer la realidad concreta que se vive en nuestra Archidiócesis de Sevilla.

El papa Francisco otorga gran importancia a la realidad del Pueblo de Dios: “El Santo Pueblo fiel de Dios está ungido con la gracia del Espíritu Santo, por tanto, a la hora de reflexionar, pensar, evaluar, discernir, debemos estar muy atentos a esta unción” (19.03.2016, carta dirigida al cardenal Quollet).

El Concilio Vaticano II presentó en positivo el significado y alcance de: - la vocación laical - la misión, en la Iglesia y en el mundo (LG 31)

Lo propio de esa llamada laical es precisamente el “carácter secular” (ChL 15). El bautismo está en la base de toda forma de vida eclesial: “Yo soy una misión en esta tierra, y para eso estoy en este mundo” (EG 273). La pregunta fundamental que hemos de hacernos no es quién soy yo, sino quién soy yo para los demás. Todo ello, en el contexto de la vocación como camino de santidad, como fruto del Espíritu Santo en nuestras vidas y en nuestras comunidades, porque toda vida es misión: “Permítele que forje en ti ese misterio personal que refleje a Jesucristo en el mundo de hoy” (GE 23).

2.1. ¿Qué obstáculos encontramos para la vivencia plena de nuestra vocación cristiana?

(Si es necesario, indicar otros aspectos)
2.2. ¿Qué procesos hemos de impulsar para cumplir con la misión a la que estamos llamados?

(Si es necesario, indicar otros aspectos)
2.3. ¿Cómo responder y afrontar los desafíos que nos plantean las respuestas a las dos anteriores preguntas?

(Si es necesario, indicar otros aspectos)

3. Elegir caminos de resurrección

“Muchas veces hemos caído en la tentación de pensar que el laico comprometido es aquel que trabaja en las obras de la Iglesia y/o en las cosas de la parroquia o de la diócesis y poco hemos reflexionado como acompañar a un bautizado en su vida pública y cotidiana; cómo él, en su quehacer cotidiano, con las responsabilidades que tiene se compromete como cristiano en la vida pública. Sin darnos cuenta, hemos generado una élite laical creyendo que son laicos comprometidos solo aquellos que trabajan en cosas de los curas y hemos olvidado, descuidado al creyente que muchas veces quema su esperanza en la lucha cotidiana por vivir la fe” (Carta del Papa Francisco al cardenal Ouellet con motivo del encuentro de la Pontificia Comisión para América Latina, el día 13 de marzo de 2017).

Estamos llamados a recorrer la senda del caminar juntos. La evangelización tiene más que ver con la comunión que con la comunicación. La misión nos lleva a la vida de cada día, a nuestro trabajo, nuestros estudios, nuestro barrio, nuestro pueblo, nuestra familia, nuestro tiempo libre... Es ahí donde nos jugamos la tarea evangelizadora que tenemos encomendada. Solo una pastoral que sea capaz de renovarse a partir del cuidado de las relaciones y de la calidad de la comunidad cristiana será significativa y atractiva.

3.1.¿Qué cauces debemos potenciar para crecer personalmente y en la vida comunitaria?

(Si es necesario, indicar otros aspectos)
3.2.¿Qué podemos hacer para impulsar nuestra corresponsabilidad en los órganos de participación eclesial en nuestras parroquias (Consejos de Pastoral, Consejos de Asuntos Económicos…)?

(Si es necesario, indicar otros aspectos)
3.3.¿Qué responsabilidades hemos de asumir como laicos para estar más comprometidos en el mundo (política, educación, familia…)?

(Si es necesario, indicar otros aspectos)

Datos personales

Sexo:
Edad:
Estudios:
Estado civil:
Distrito Postal (obligatorio)